GENERACIÓN IGUALDAD: POR LOS DERECHOS DE LAS MUJERES


Yo también soy… “De la Generación Igualdad, por los derechos de las mujeres”.

  

En un día tan simbólico, como el 8 de marzo, me uno a la causa y con el lema del Día Internacional de la Mujer 2020: “Soy de la Generación Igualdad: Por los derechos de las mujeres”. 


El lema, tal como es explicado por ONU Mujeres,  es conforme con la nueva campaña multigeneracional, Generación Igualdad, que conmemora el 25º aniversario de la Declaración y Plataforma de Acción de Beijing, que fue aprobada en 1995 en la Cuarta Conferencia Mundial sobre la Mujer, que tuvo lugar en Beijing, China, y es reconocida como la hoja de ruta más progresista para el empoderamiento de las mujeres y las niñas en todo el mundo.

Es importante destacar que el año 2020, ha sido visto como un año decisivo para la promoción de la igualdad de género en todo el mundo, y en todo lo relacionado con los derechos de las mujeres desde la aprobación de la Plataforma de Acción de Beijing.  Esta nos marca momentos considerables en favor de la igualdad de género: cinco años en ruta hacia el logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible; el 20º aniversario de la resolución 1325 del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas sobre las Mujeres, la Paz y la Seguridad; y el 10º aniversario de la creación de ONU Mujeres.

Sobre la igualdad de género, es una realidad que, a pesar de algunos progresos, el cambio real ha sido terriblemente lento para la mayoría de las mujeres y niñas en el mundo. Está plenamente  reconocido, al día de hoy, que ningún país puede pretender que ha alcanzado la igualdad de género. Con todo lo que se ha logrado en los últimos 20 años, hay una serie de obstáculos que siguen permaneciendo y, que una vez detectados, se convierten en retos para este 2020 :
  • 1.      Faltan más cambios legislativos y culturales.
  • 2.      Las mujeres y las niñas siguen siendo infravaloradas.
  • 3.   La mujer sigue soportando desigualdad laboral;  trabajan más, ganan menos y tienen menos opciones u oportunidades. 
  • 4. Las mujeres sufren múltiples formas de violencia en el hogar y en espacios públicos.
  • 5   Existe una amenaza significativa de reversión de los logros feministas que tanto esfuerzo han costado conseguir.

Dicho esto, el camino que queda aun es largo: “Sin pausa, pero sin prisa”.

Se informa permanentemente, que se continúa trabajando en reformas legislativas en muchos países,  pero aún existen retos pendientes en muchos otros de Europa y Asia, donde sigue habiendo discriminación en las leyes;  no se puede olvidar que la protección de los derechos de las mujeres y las niñas debe estar consagrada en las leyes y políticas nacionales firmemente arraigadas en las normas internacionales de derechos humanos.  Por eso, muchos de estos supuestos de discriminación, como por ejemplo que las mujeres no participan en la política en las mismas condiciones que los hombres, o que enfrentan una discriminación flagrante en los mercados de trabajo y en el acceso a los bienes económicos;  o esas cargas de trabajo de cuidados no remunerado que soportan las mujeres, siguen representando una limitación al disfrute de sus derechos; estas son algunas muestras de importantes brechas y violaciones de derechos, en muchas regiones del mundo que aún persisten.

No obstante, en este año ONU Mujeres, y muchas otras organizaciones, ponen toda esperanza y se vislumbra una oportunidad excepcional para movilizar la acción mundial, con miras a lograr una mejor aproximación a la igualdad de género y a la realización de los derechos humanos de todas las mujeres y niñas.  Así también lo siento y así lo digo, porque muy a pesar de lo que piensa una minoría, tanto desde los organismos públicos, como desde organizaciones no gubernamentales y de la misma sociedad civil,  se aprueban planes de acción para poner en marcha más derechos y libertades, que gane en igualdad salarial, en conciliación familiar, en la eliminación de violencias machistas, en la eliminación del acoso laboral, y en un catálogo de + oportunidades para las mujeres.

La fuerza de todas las mujeres que han despertado en este siglo, con una  visión nueva de su papel en el mundo y de sus derechos, más la sinergia de las que recién están despertando, es una fuerza imparable en busca de la libertad y de un mundo sostenible.

Madrid, marzo 8,  2020

Gamboaldany.


Comentarios

Entradas populares de este blog

Avance jurisprudencial: La dispensa a declarar en juicio, no aplicará cuando sea la Víctima

¿SABE USTED EN QUÉ CONSISTE LA VIOLENCIA VICARIA?

LA NUEVA NORMALIDAD: POR UN FUTURO IGUALITARIO Y DE BIENESTAR